jueves, 26 de febrero de 2009

Bendice nuestro arroz, nuestro minuto

Como no me apetece demasiado escribir, lo voy a reducir a una canción. Hoy me ha venido a la cabeza leyendo algo por ahí, quizá el minuto sea la manera más inteligente de medir el tiempo, en el fondo sólo existe eso, el instante que tienes, es lo más certero y aquello que puedes controlar, ni más hacia adelante ni más hacia atrás. (Aunque mi reacción sería elegir las semanas para contar el tiempo, siempre cuento por semanas).

Por todos los posts que no tienen canción, hoy una canción sin post. Sin más. Sin menos.

Como si llegaran a buen puerto mis ansias,
como si hubiera donde hacerse fuerte,
como si hubiera por fin destino para mis pasos,
como si encontrara mi verdad primera,
como traerse al hoy cada mañana,
como un suspiro profundo y quedo,
como un dolor de muelas aliviado
Sabina

4 comentarios:

cris dijo...

Como si hubiera por fin destino para mis pasos.
Como si alguien de veras me quisiera.

Que grande es Sabina. Y gracias, porque no la conocía... que yo me estanco con la música de siempre (todo en estranjero para así no enterarme de nada) y me olvido de lo demás... que lástima jajajajajajjaja

Anónimo dijo...

anda!! un minuto he tardado yo en leerte...y creo que se quien eres...creo :)

un beso

elena

Melómana dijo...

Cris, me alegro de que te guste la canción.
Elena, creo que aciertas, creo...

simplementeyo dijo...

Que grande Sabina.. .Ojala haya un destino para mis pasos.. de todas formas tienes razón.. pensemos en minutos.. Besos